Cómo ser lleno del Espíritu Santo

Cómo ser lleno del Espíritu Santo

Cómo ser lleno del Espíritu Santo

Cómo ser lleno del Espíritu Santo


El Espíritu Santo es la tercera persona de la Trinidad y es una fuerza divina que da vida a la Iglesia. El Espíritu Santo se puede recibir a través de la oración de fe en Cristo Jesús y estando abiertos a su obra en nuestras vidas. Cuando cedemos a la dirección del Espíritu Santo, somos llenos de su paz, gozo y somos empoderados para vivir una vida santa.


Qué es el Espíritu Santo

El Espíritu Santo es la tercera persona de la Trinidad

El Espíritu Santo es una de las tres personas de la Trinidad, junto con el Padre y el Hijo. El Espíritu Santo es una fuerza divina que da vida a la Iglesia.

El Espíritu Santo es una fuerza divina que da vida a la Iglesia

El Espíritu Santo es una fuerza divina que da vida y poder a la Iglesia. El Espíritu Santo fue enviado por Jesucristo para ser nuestro Consolador, Consejero y Ayudador. El Espíritu Santo mora en cada creyente y nos capacita para vivir una vida piadosa.


¿Cómo puedo ser lleno del Espíritu Santo?

Ore por la llenura del Espíritu Santo

Cuando ores, pídele a Dios que te llene de su Espíritu Santo. Cree que él escucha tu oración y la contestará. Recuerda que el Espíritu Santo es un don de Dios, y él quiere que lo tengamos.

Esté abierto a la obra del Espíritu Santo en su vida

Para ser llenos del Espíritu Santo, necesitamos estar abiertos a lo que él quiere hacer en nuestras vidas. Esto significa estar dispuesto a cambiar nuestras vidas de acuerdo a su guía. También significa estar abiertos a recibir sus dones, aunque no sean los que esperábamos o nos resulten incómodos.

Ceder a la dirección del Espíritu Santo

A medida que rindamos nuestras vidas al Espíritu Santo, él comenzará a transformarnos. Empezaremos a ver las cosas desde su perspectiva ya desear lo que él desea. Esto no sucede de la noche a la mañana, pero a medida que le rendimos más y más parte de nuestra vida, seremos más como él.


¿Cuáles son los beneficios de ser lleno del Espíritu Santo?

El Espíritu Santo trae paz y alegría

El Espíritu Santo es una fuerza divina que da vida a la Iglesia, y una de las formas en que lo hace es trayendo paz y alegría a los creyentes. Cuando estamos llenos del Espíritu Santo, experimentamos una profunda paz interior que proviene de saber que Dios tiene el control

Esta paz puede ayudarnos a capear cualquier tormenta que se nos presente, sabiendo que finalmente estamos seguros en las manos de Dios. Además de paz, el Espíritu Santo también trae alegría a nuestras vidas

Esta no es una felicidad superficial que depende de nuestras circunstancias, sino un gozo profundo que proviene de estar en relación con Dios. A medida que nos rindamos a la dirección del Espíritu Santo, nos encontraremos llenos de un gozo inexpresable y glorioso.

El Espíritu Santo nos da poder para vivir una vida santa

Otro beneficio de estar lleno del Espíritu Santo es que Él nos capacita para vivir una vida santa. Cuando somos controlados por el Espíritu, seremos motivados a obedecer los mandamientos de Dios y evitar el pecado. Ya no seremos esclavos de nuestros deseos pecaminosos, sino que seremos libres para servir a Dios de todo corazón

El poder del Espíritu Santo nos permite hacer cosas que nunca podríamos hacer por nuestra cuenta, como amar a nuestros enemigos y orar por los que nos persiguen. Si quieres vivir una vida que agrade a Dios, entonces pídele que te llene con Su Espíritu hoy.

El Espíritu Santo nos da dones espirituales

Otro beneficio de ser lleno del Espíritu Santo es que Él nos da dones espirituales. Estos dones se dan con el propósito de edificar el cuerpo de Cristo y promover la obra del reino de Dios en la tierra (1 Corintios 12:4-11)

Algunos de estos dones incluyen sabiduría, conocimiento, sanidad, milagros, profecía y discernimiento. A medida que usamos nuestros dones en obediencia a la dirección de Dios, veremos Su poder en acción en nuestras vidas y en el mundo que nos rodea. Si no está seguro de cuáles son sus dones espirituales, pídale a Dios que se los revele y luego comience a usarlos para Su gloria.


Conclusión

El Espíritu Santo es una parte vital de nuestro caminar cristiano. Él es quien nos da vida y nos capacita para vivir una vida santa. Si desea ser lleno del Espíritu Santo, ore por él y esté abierto a Su dirección en su vida. Los beneficios de estar lleno del Espíritu Santo son muchos, pero algunos de los más importantes son la paz, el gozo y el empoderamiento para vivir una vida santa.



Redes:

0 comments:

Publicar un comentario